3 puntos a considerar para elegir el test de antibióticos más adecuado para mi negocio

Cuando abordamos la elección de un test para el análisis de residuos de antibióticos en leche, tenemos que tener en cuenta 2 aspectos fundamentales:

  • ¿Qué beneficios me aporta cada solución? Por ejemplo, en términos de toma de decisiones, coste económico, reducción de tiempo, adaptabilidad, fiabilidad, …
  • ¿De qué riesgos me protege? Por ejemplo, número de residuos que detecto, puntos críticos donde puedo evaluar su presencia, alteraciones en mis procesos fermentativos, penalizaciones, complejidad de la destrucción de una leche contaminada, etc.

Son estos elementos y alguno más los que deben ser considerados tanto, a la hora de diseñar un buen plan de control que nos dé seguridad, como de elegir el test que haga este plan eficaz.

La producción diaria de leche engloba a miles de animales, explotaciones diferentes, tratamientos con antibióticos muy variados y diferentes sistemas de gestión del transporte y procesamiento. Esto supone la combinación de muchas variables que hace que no haya una solución única para todos los operadores. Partiendo de estas circunstancias, el responsable de diseñar el plan de control debe considerar los siguientes 3 puntos para elegir el test:

  • Alcance de detección del test: Son más de 50 las sustancias antibióticas autorizadas para uso animal. En términos químicos su variedad es muy elevada y por ello se agrupan en Beta-lactámicos, tetraciclinas, sulfamidas, macrólidos, aminoglucósidos, etc. Siempre debemos considerar si nuestro sistema de análisis se adapta a nuestras necesidades, tanto en términos de cumplimiento de legislación, probabilidad de presencia de un antibiótico por el uso terapéutico que se hace de él en las explotaciones y riesgos que provoca su presencia incontrolada.
  • Facilidad de implantación: La cualificación necesaria del personal, el tiempo de dedicación para realizar el ensayo, el instrumental o equipos complementarios necesarios, la formación inicial, el modo de interpretación de los resultados, la flexibilidad metodológica para que se adapte a nuestros procesos diarios, son elementos determinantes para el éxito de una buena analítica.
  • Fiabilidad de los resultados: El principal valor de realizar un análisis es obtener una información que nos ayude a tomar decisiones. En consecuencia, debemos verificar que la solución técnica que tenemos nos permite interpretar adecuadamente los resultados analíticos, que son robustos independientemente de la persona que los realiza y que la información obtenida es un buen indicador del total de la leche que proceso.

En muchas ocasiones, nos centramos en solo uno de todos estos elementos considerados para elegir el test, o incluso la selección está muy condicionada por los hábitos establecidos en el sector para abordar el control. Afortunadamente, la tecnología nos ayuda a dar nuevas respuestas a los retos del sector lácteo y a ofrecer alternativas a los modelos actuales.

A TENER EN CUENTA:

  • Los tests de cribado microbiológicos como Eclipse, llamados popularmente “lentos”, ya no son tan largos de realizar. Se necesitan en total 1-2 minutos del tiempo de un usuario para poder realizar un ensayo automático. Siempre que la toma de decisiones no implique la urgencia de minutos será el test que nos permitirá detectar el espectro más amplio de antibióticos.
  • El test más económico no es el test de menor precio. Debemos valorar muy bien el tiempo que el usuario dedica a realizarlo. Para una empresa que realice 5 análisis diarios con un test rápido, puede ahorrarse 5 min de tiempo por test si lo realiza automáticamente y los resultados se almacenan directamente en el sistema, o sea 25 min diarios o 152 horas anuales que traducido en euros es un coste a considerar.
  • El análisis de la muestra de leche ya no está condicionado por el lugar, la persona o el momento. Surgen nuevas oportunidades más eficientes, como el análisis durante el transporte o in-situ en el tanque de la explotación.
  • El objetivo último del análisis es la información. Está no tiene que estar restringida a la libreta o al ordenador particular, puede ser compartida en tiempo real entre todas las personas que la necesiten. Los datos de 10, 50 o 100 ganaderos, a los que diariamente recogemos la leche podrán ser recibidos en nuestro smartphone u ordenador tan pronto como el test se realice.
  • Detrás de un resultado de un test puede haber cientos de litros de leche, una cisterna esperando, la producción de una planta condicionada. Una interpretación objetiva, numérica, independiente del analista, gracias a un sencillo dispositivo, incrementa la fiabilidad del resultado en un orden de magnitud.
  • La automatización no es un fin en sí. Añadir una gota de leche en el test para que un sencillo dispositivo procese el análisis nos genera confianza en el resultado, nos ahorra tiempo y nos ofrece nuevas aplicaciones de uso en lugares y momentos donde hasta ahora no era posible.

En Zeulab llevamos más de 20 años ayudando a muchas empresas para elegir su test de antibióticos más adecuado para su actividad. Si quieres podemos asesorarte para realizar tus análisis, puedes contactar con nuestro experto en el sector lácteo Jose Antonio Valares.

Pedro Razquin

Pedro Razquin es Owner y CEO en ZEULAB, también es Presidente cluster biotecnología de Aragón. Desarrollando soluciones para la Seguridad Alimentaria.